fallos-del-radiador

Radiadores de coches: funciones y fallas comunes

Los radiadores del automóvil y las bombas de agua son parte del sistema de enfriamiento del coche. Por tanto, su principal finalidad es evitar que el motor del vehículo se sobrecaliente.

De esta forma, se puede garantizar el correcto funcionamiento a cualquier nivel. Y el coche obtiene así el mejor rendimiento.

Es oportuno saber que el motor genera mucho calor, y para controlar el calor sin dañar el motor, es necesario mantenerlo fresco y el radiador realiza esta función.

Es muy importante comprobar la temperatura (marcada en la pantalla) para poder detectar a tiempo la avería correspondiente al radiador y evitar mayores daños.

Funcionamiento y operación del radiador

En cuanto al funcionamiento del radiador, el proceso de ejecución es el siguiente:

  • El refrigerante caliente es recibido por los tubos del motor. Esto se hace a través de un tanque de agua ubicado en la parte inferior.
  • Luego, a medida que el ventilador empuja el aire de las aletas del tubo, el refrigerante continúa enfriándose.
  • En el momento en que el refrigerante se enfría, el refrigerante continúa regresando a su posición a través del tanque inferior del radiador.

Para que este proceso tenga éxito y para que el motor logre un rendimiento óptimo, se debe llenar el circuito de refrigeración.

Para ello, lo más recomendado es hacer líquido, mezclar agua y refrigerante. Por tanto, se debes considerar que el punto de ebullición del agua es menor que el del refrigerante. Si sientes que el nivel del agua es bajo, puedes agregar más agua.

Fallos más comunes

En cuanto a las averías más habituales, que se producen en el radiador del vehículo, estas señales indican la necesidad de un correcto mantenimiento o sustitución. Estas fallas son:

El bloqueo del núcleo

  • La temperatura del motor aumenta.
  • Fugas de refrigerante.
  • La parte exterior de un radiador de motor sucio produce:
  • Genera más calor que el motor normal.
  • Consumo excesivo de refrigerante.

La despresurización

  • Tanto el radiador como el motor tienen fugas.
  • Un humo parecido a un vapor apareció debajo del capó del automóvil.
  • El olor del anticongelante es muy especial.
  • Al conducir rápido, el anticongelante alcanza su punto de ebullición.

Consejos y sugerencias

La reparación o sustitución del radiador son actividades que deben llevarse a cabo por expertos como los de https://www.aurgi.com. Sin embargo, a continuación te dejamos algunas recomendaciones.

  • Reemplaza el radiador cuando el motor esté frío.
  • No uses demasiada fuerza.
  • Deténte cada dos horas para viajes de larga distancia para enfriar el motor.
  • Apaga el automóvil cuando haya mucho tráfico y espere para avanzar.